Megan Phelps. Ex-Cristiana y Ex Anti-LGBT Gracias a Twitter.

meganphelps

Megan Phelps. Alguna vez su abuelo la considero como la futura líder de la Westboro Baptist Church.

 Posiblemente conoces algo sobre la religión más odiada de Estados Unidos, pero aquí traigo la historia de una de sus más recientes ex-miembros. El artículo es producto de una entrevista principalmente a Megan Phelps, así como a 2 de sus hermanos y a un miembro actual de la secta. El artículo fue publicado a finales de 2015 en The New Yorker (Clik en las imágenes para verlas mejor, referencias y notas en la parte de abajo.)

 ¿Cómo una preciada hija de la Westboro Baptis Church comenzó a

cuestionar sus creencias?

Artículo por: Adrian Chen.

Traducción del artículo por Un Internauta.

El 1 de diciembre de 2009, para conmemorar el día mundial de la lucha contra el SIDA, Twitter anunció una promoción: si los usuarios utilizan el hashtag #red, sus tweets aparecerían remarcados en rojo. Megan Phelps-Roper, una joven asistente legal de veintitrés años de edad, aprovechó la oportunidad. “Gracias a Dios por el SIDA!” Ella twitteo esa mañana. “¡Ustedes no van a arrepentirse de su rebelión, que trajo su ira (la de Dios) sobre ustedes con esta plaga incurable, por lo que esperen más y peor! #Red”.

Como miembro de la Iglesia Bautista de Westboro en Topeka, Kansas, Phelps-Roper creía que el SIDA era una maldición de Dios. Ella creía que todas las demás formas de tragedias —guerras, desastres naturales, tiroteos— eran las advertencias de Dios a una nación condenada, y que era su deber de difundir la noticia de sus juicios justos. Para protestar por el aumento de la aceptación de la homosexualidad en Estados Unidos, la Iglesia Bautista de Westboro asedió los funerales de hombres homosexuales que murieron de SIDA, y de soldados muertos en Iraq y Afganistán. Los miembros portaban pancartas con lemas como “Dios odia a los maricas” y “gracias a Dios por los soldados muertos”, y el ultraje que atrajeron sus esfuerzos habían convertido a la pequeña iglesia, que tenía menos de un centenar de miembros, en un símbolo mundial de odio.

Westboro había utilizado durante mucho tiempo la Internet para difundir su mensaje. En 1994 la iglesia abrió el sitio web www.godhatesfags.com, y en un principio tenía una sala de chat donde los visitantes podían interactuar con los miembros de Westboro. De niña, Phelps-Roper había pasado horas allí, combatiendo con extraños. Ella se enteró acerca de Twitter en 2008, después de leer un artículo acerca de un estudiante graduado americano en Egipto, quien lo utilizó para notificar a sus amigos que lo habían detenido mientras fotografiaba disturbios. Ella abrió una cuenta, pero perdido interés rápidamente —por el momento Twitter seguía siendo utilizado principalmente por los entusiastas de la tecnología—, hasta que alguien escribió por correo electrónico a Westboro, en el verano de 2009, y se le preguntó si la iglesia utilizaba el servicio. Megan Phelps-Roper, que es alta, con un cabello voluminosamente rizado y de características marcadas, se ofreció a twitear por la congregación. Sus mensajes podían controlarse fácilmente, ya que trabajó en Phelps Chartered, el bufete de abogados de la familia, junto a su madre, Shirley, una abogada. Por otra parte, Megan era conocida por su dominio de la Biblia y por su capacidad de propagar la doctrina de Westboro. “Ella tenía una lengua bien afilada, por así decirlo,” Josh Phelps, uno de los primos de Megan y ex miembro de Westboro, me comentó.

TED Kennedy

Ted Kennedy 1932-2009. Fue senador demócrata  y hermano del ex-presidente Jhon F. Kennedy. Uno de los principales políticos defensores de la población  LGBT su estado Massachusetts  fue el 1ero en legalizar el matrimonio igualitario.

 En agosto de 2009, Megan Phelps-Roper, bajo @meganphelp, publicó un tweet de celebración el día que Ted Kennedy murió (“desafió a Dios a cada paso, enseñando la rebelión contra sus leyes. ¡Ted está en el infierno!”), y una descripción de la manifestación que la iglesia celebró en un concierto de American idol en la ciudad de Kansas (“Totalmente impresionante! Toneladas estaban entrando, y tomando fotos, incluso otros trataron de bloquear nuestras pancartas”). El 1 de septiembre, su hermana Bekah contactó por correo electrónico a miembros de la iglesia para explicar la utilidad de Twitter: “Ahora Megan tiene 87 seguidores, y más están llegando todo el tiempo. Así que cada vez que encontremos otra cosa que asediar, que tengamos un nuevo vídeo o imagen que queramos publicar (o simplemente algo que veamos en las noticias y queramos comentar sobre ello), 87 personas obtendrían, de primera mano, el comentario evangélico de Megan Marie”.

Un par de horas después de que Megan publicó su tweet en el Día Mundial de la lucha contra el SIDA, ella revisó su correo electrónico y descubrió numerosos mensajes automatizados para notificarle sobre sus nuevos seguidores en Twitter. Su tweet había sido descubierto por el comediante Michael Ian Black, que tenía más de un millón de seguidores. El se sorprendió de que un miembro de la Iglesia Bautista de Westboro estuviese en Twitter en absoluto. “En cierto modo pensaba que sería este tipo de grupo pentecostal ‘a la antigua’ del clan anti-tecnología que sería retirado del mundo”. Él twitteó ( a sus seguidores) , “Algo obsesionado con el tweet @meganphelps: ‘El sida es la maldición de Dios sobre ti’. Déjala sentir tu amor”. El director (de cine) Kevin Smith, y la estrella de ” The Office “, Rainn Wilson, también se burlaron de ella, al igual que muchos de sus seguidores.

Anije-pN

Michael Ian Black. Director y actor de series de Tv, escritor, comediante y ateo.  ( Envió a sus seguidores de Twitter a responder los mensajes de odio de Megan. )

 Megan Phelps-Roper estaba emocionada por la respuesta. Desde la escuela primaria, había dado cientos de entrevistas sobre Westboro, pero la reacción en Twitter parecía más real que una cita en un periódico. “No es simplemente como ‘Sí, todas estas personas lo ven'”, me dijo. “Es una prueba de que la gente lo está viendo y reaccionando”. Phelps-Roper pasó gran parte de la mañana respondiendo a los tweets enojados, citando pasajes de la Biblia. “Creo que tu plan está disparando por la culata”, se burló Black. “Tus seguidores son sólo enemigos desagradables de Dios! Deberías hacer algo al respecto… como decirles la verdad de vez en cuando. Así: Dios odia a América”.

Esa tarde, cuando Phelps-Roper se topó, en un pequeño negocio en Topeka, con otros miembros de Westboro, todavía estaba pegada a su iPhone. “Yo no quería ser el que lo dejara morir”, (el tweet), dijo. Al final del día, Phelps-Roper tenía más de mil seguidores. Ella tomó el incidente como una señal alentadora de que el mensaje de Westboro era muy adecuado para las redes sociales. Le encantaba que Twitter le permitiera hablar con un gran número de personas sin el filtro de un periodista. Durante los próximos meses, Phelps-Roper encabezó los esfuerzos de Westboro en la era de los medios sociales, utilizando Twitter para ofrecer una ventana a la vida en la iglesia y darle un aire de accesibilidad..

phelps (1)

 Fred Phelps. Fundador de la iglesia Westboro y abuelo de Megan.

 Fue fácil para Megan Phelps-Roper escribir cosas en Twitter que hicieron a otras personas tener escalofríos. Le habían enseñado la visión de la iglesia de la verdad de Dios desde su nacimiento. Su abuelo Fred Phelps estableció la iglesia, en 1955. La madre de Megan fue la quinta de los trece hijos de Phelps. El padre de Megan, Brent Roper, se había unido a la iglesia cuando era un adolescente. Todos los domingos, Megan y sus diez hermanos se sentaron en la pequeña iglesia Westboro de paneles de madera cuando su abuelo pronunciaba el sermón. Fred Phelps predicó una durísima doctrina calvinista en un retumbante discurso sureño. Él creía que todas las personas nacieron depravadas, y que sólo un pequeño grupo electo que se arrepintiese sería salvado del Infierno. Un literalista, Phelps creía que el cristianismo contemporáneo, con su énfasis en el amor de Dios, predicaba una versión pervertida de la Biblia. Fred Phelps criticaba a otros cristianos con tanta vehemencia que cuando Megan Phelps-Roper era chica, pensó que “cristiano” era otra palabra para el mal. Phelps creía que Dios odiaba a los pecadores no arrepentidos. Dios odiaba a los políticos que estaban permitiendo a los Estados Unidos descender a una moderna Sodoma y Gomorra. Odiaba a las celebridades que glorificaban la fornicación.

Phelps también creía que luchar contra la creciente tolerancia de la homosexualidad era la cuestión moral clave de nuestro tiempo. Para ilustrar el pecado gay, describió los actos sexuales exóticos con un detalle espeluznante. “Él decía cosas como ‘Estos tipos están babeando unos sobre otros y chupándose unos a otros”, dijo Megan. Con una convicción impresionante y profundo conocimiento de las escrituras, desarrolló una repugnancia hacia la homosexualidad. “Pensamos en él como una estrella en la mano derecha de Dios”, dijo. Westboro había comenzado como una rama de la Iglesia Bautista del lado éste de Topeka, pero cuando Megan Phelps-Roper nació, su congregación estaba compuesta principalmente por los hijos adultos de Fred Phelps y sus familias.

Vídeo: El repontaje de la abc News fue publicado el 4-Jun-2010 entrevistando a Lauren Drain, otra chica que ha diferencia de Megan fue expulsada de la secta cristiana Westboro Baptist Church. Traducido y sub por nosotros.

                                   

Sin embargo,  Megan Phelps no creció en aislamiento. Westboro creía que sus miembros podían predicar mejor a los perversos viviendo entre ellos. Los niños de Westboro asistieron a las escuelas públicas de Topeka, y ella corrió en pistas, escuchó CDs de Sublime, y leyó novelas de Stephen King. Si usted supiera la verdad en su corazón, Westboro creía, que incluso los productos más sucios de la cultura pop no podrían contaminarlo. Ella era amable con sus compañeros y sus maestros, pero los veía con extrema sospecha —sabía que ellos eran intencionalmente malvados o error de Dios—. “Siempre diríamos: ‘no tienen nada que ofrecer “. Ella nunca iba a bailar. Las citas estaba fuera de la la mesa. Los estudiantes de Westboro tenían fama de ser diligentes y educados en clase, pero en el almuerzo iban a embestir con sermones a la escuela, esquivando la comida que les lanzaban sus avivados compañeros.

Megan estaba constantemente alrededor de la familia. Nueve de los hijos de Fred Phelps todavía estaban en la iglesia, y la mayoría de ellos tenían grandes familias propias. Muchos de ellos trabajaron como abogados en Phelps Chartered. La iglesia estaba en un barrio residencial en el suroeste de Topeka, y sus miembros habían comprado la mayoría de las casas en el bloque que lo rodeaba. Sus patios traseros estaban rodeados por una valla alta, creando un enorme patio que era el hogar de un trampolín, una piscina en el suelo, un parque infantil y una pista de atletismo. Llamaron al recinto de Westboro el Bloque, y lo consideraron un santuario en un mundo lleno de mal. “Hicimos muchas cosas divertidas de niños normales”, dijo Megan. 

JI8Y1372

Shirley Phelps con el mensaje de: Gracias a Dios por el Cáncer. Ex “líder” de la secta cristiana Westboro, el papel de las mujeres ha sido ya suprimido. 

 La casa de Phelps-Roper era la más grande del Bloque, y una habitación en el sótano actuaba como una especie de centro comunitario para la Westboro. Una alcoba en la cocina tenía casilleros para los carteles que se usaban en sus manifestaciones. En las tardes de verano, Shirley (la mamá de Megan) hacía lecturas bíblicas para los miembros jóvenes. Tenía un papel central en casi todos los aspectos de las operaciones de Westboro: era su coordinadora de medios, planeaba las manifestaciones y manejaba Phelps Chartered. Un desfile de periodistas y miembros de Westboro buscaron reuniones con ella. Louis Theroux, un cineasta británico que hizo dos documentales sobre Westboro, dijo: “Mi sensación era que había una orden jerárquica y había una jerarquía no reconocida, y en la parte superior de ella estaba la familia de Shirley”. Desde secundaria, Megan trabajó lado a lado con Shirley; Entre sus hermanos, ella tenía un vínculo único fuerte con su madre. “Me sentía como si pudiera preguntarle algo sobre cualquier cosa”, me dijo Megan.

Otros jóvenes miembros de Westboro veían a Shirley con una mezcla de miedo y respeto. “Shirley tenía una personalidad muy abrasiva”, dijo Josh Phelps. Pero, agregó, podía ser notablemente tierna cuando dispensaba consejo o elogios. Megan no tenía el borde duro de Shirley. “Ella estaba feliz en general”, me dijo su prima Libby Phelps, una de las amigas cercanas de Megan.

Shirley, como portavoz de facto de Westboro, concedió entrevistas a casi cualquier organización, no importa cuán oscura o adversaria. “Era inteligente y divertida, y respondía a preguntas impertinentes sin sentirse ofendía por ello”, dijo Megan. Cuando los periodistas querían la perspectiva de una persona joven, Shirley los dejó hablar con Megan. En sexto grado, Megan dio su primera entrevista en vivo cuando respondió a una llamada de un par de locutores de radio que querían hablar con su madre. Megan recuerda, “Ellos pensaron que era graciosísimo, esta niña de once años hablando de odiar a los judíos”.

vara2m

 Varas cristianas para golpear a los hijos.

 La obediencia fue uno de los valores más importantes que Shirley inculcó en Megan. Ella resumiría la Biblia en tres palabras: “Obedecer. Obedecer. Obedecer”. El menor indicio de disensión era visto como un intolerable acto de rebelión contra Dios. A Megan se le enseñó que siempre habría una tensión entre lo que ella sentía y pensaba como un ser humano, y lo que la Biblia requería de ella. Pero dar lugar a los pensamientos rebeldes fue el primer paso en el camino hacia el infierno. ”El tono de tu voz o la expresión de tu rostro… podrías meterte en tantos problemas por estas cosas, porque traicionan lo que hay en tu corazón”, dijo. Sus padres tomaron en serio el proverbio: “El que perdona vara, odia a su hijo” [Nota del traductor: versiones similares a esta traducción se encuentran en Provervios 13:24, esto da a entender que el uso del castigo corporal es necesario en la educación de los jóvenes por parte de sus padres]. Su tío les dio una novedosa paleta de madera con una inscripción de punta a punta que decía: “puede ser usada en cualquier niño de 5 a 75”, y su padre lo colgó en la pared, junto a las fotos de la familia. La broma golpeó cerca de casa para Megan, que fue golpeada hasta bien entrada en su adolescencia. A veces, me decía, “fue demasiado lejos, seguro”. Pero añadió: “yo también siempre supe que sólo estaban tratando de hacer lo que Dios les pidiera”.

A medida que crecía, llegó a encontrar consuelo, e incluso alegría, al someter su voluntad a la palabra de Dios. Los niños de Westboro deben hacer una profesión de fe antes de ser bautizados y convertirse en miembros plenos de la iglesia. Un día de junio, cuando tenía trece años, su abuelo la bautizó en el fondo de la piscina del bloque residencial. “Quería hacer todo bien”, dijo. “Quería ser buena, y quería ser obediente, y quería ser el objeto del orgullo de mis padres. Yo quería ir al cielo”.

cruising Westboro comenzó a intervenir en eventos en junio de 1991, cuando Megan tenía cinco años. Fred Phelps creía que Gage Park, a menos de una milla del block, había llegado a ser invadido por hombres homosexuales deseando sexo Nota: (Cruising: Encontrar sexo casual con extraños en lugares públicos como parques muy arbolados, también es practicado por heterosexuales.) Phelps afirmó que estaba inspirado para lanzar el ”Great Gage Park Decency Drive”, (Genial Manejo de la Decencia del Parque Gage) como él lo llamó, después de que a uno de sus nietos le propusieron mientras andaba en bicicleta por el parque. La iglesia buscó reparaciones de los funcionarios de la ciudad, en vano (por falta de evidencias), por lo que a lo largo del verano, los miembros de la iglesia, incluyendo a Megan, protestaban todos los días, caminando en círculo mientras sostenían carteles con mensajes escritos en marcador permanente como “¡advertencia! Gays en los arbustos! Vigila a tus hijos” y ” Dios derribo a Sodoma”.

Las manifestaciones se encontraron con una reacción inmediata de la comunidad, pero Fred Phelps no fue disuadido. Había sido un abogado comprometido en los derechos civiles en los años sesenta y setenta, uno de los pocos abogados que representaban a los kansanos negros en los casos de discriminación, antes de que el estado le despidiese, en 1979, por acosar a un reportero judicial que no tenía una transcripción lista en el tiempo. Ahora Westboro se dirigía a iglesias locales, políticos, empresas, periodistas y cualquier otra persona que criticara la cruzada de Phelps. A lo largo de la década de los noventa, miembros de Westboro cruzaron el país, protestando en los funerales de víctimas del SIDA y desfiles del orgullo gay.

41lj3QbFmfL._SX336_BO1,204,203,200_

El asesinato de Matthew Shepard es uno de los casos más conocidos de odio en Estados Unidos. Libro escrito por su madre.

 Ellos se manifestaron en el funeral de Matthew Shepard, el joven gay de cuyo asesinato,  se dijo que fue un crimen de odio, se convirtió en un grito de guerra para los activistas de los derechos de los homosexuales. Miembros de la Westboro se manifestaron en escuelas secundarias, conciertos, conferencias y festivales de cine, por muy tenue que fuera la conexión con la homosexualidad u otros “pecados”. “Eventualmente, los objetivos se ampliaron de manera que todo el mundo fuera un blanco”. Phelps-Roper disfrutó de las manifestaciones. Cuando los objetivos estaban a poca distancia, el grupo se metía en una minivan y su abuelo los veía desde afuera de su camino de entrada. “A las cinco de la mañana, salió y nos dio a todos unos abrazos”, dijo. Cuando volaban, ella y Libby recordaban los sketchs de Saturday Night Live. Cosas asombrosas sucedieron en los viajes. En Nueva Orleáns, se encontraron con Ehud Barak, el ex primer ministro israelí, y le hicieron una serenata con una parodia antisemítica del himno nacional de Israel. Megan Phelps aprendió a tener dos signos en cada mano, una técnica que los miembros de Westboro llamaron la mariposa. Sus consignas favoritas eran “Dios es tu enemigo”, “no hay paz para los impíos”, “Dios odia tus ídolos”, y “llora por tus pecados.” Ella rió, cantó y sonrió ante la multitud enojada. “Si alguna vez estuviste molesta o incluso asustada, no lo demuestres, porque este no es el momento ni el lugar”, Contó Megan, creía que estaba involucrada en un profundo acto de amor. Levítico 19:17 ordena: “No odiarás a tu hermano en tu corazón; de ninguna manera reprenderás a tu prójimo, y no sufrirás pecado sobre él”… “Cuando veas que alguien está entrando en el tráfico, les gritas” Dijo Megan Phelps, “no desvaríes, y dices que es una buena idea”

Una de las preguntas más comunes que se le hizo en una de las manifestaciones fue por qué odiaba tanto a los gays. Ella no odiaba a los gays, respondía, Dios odia a los gays. Y el resto del mundo los odiaba, también, animándolos mientras se condenaban al infierno. “Amamos a estos maricas más que a nadie”, decía.

westboro-pray-more-dead-soldiers En el verano de 2005, Westboro comenzó a protestar en los funerales de los soldados muertos en Iraq y Afganistán, con carteles como “gracias a Dios por los muertos”, ”le regalaron el país a los gays, ahora están regresando en bolsas para cadáveres”. decía Fred Phelps. Él creía que el 11 de septiembre era el castigo de Dios por el abrazo de la homosexualidad en Estados Unidos, pero que, en lugar de arrepentirse, los estadounidenses habían ahogado esta advertencia en una inundación de patriotismo. Phelps creyó que Dios había matado a los soldados para advertir a una América condenada, y que era el trabajo de la iglesia hacer este hecho explícito para los dolientes. La escala de la manifestación aumentó dramáticamente. Una de las tías de Megan revisaba el sitio web del Departamento de Defensa todos los días para recibir notificaciones de víctimas. La indignación provocada por las protestas en los funerales de los soldados empequeñeció lo que Megan Phelps había experimentado anteriormente. Multitudes de agitadores, a veces violentos contraprotestantes, trataron de bloquear sus señales con enormes banderas estadounidenses. Un grupo de motociclistas llamado los Patriot Guard Riders finalmente comenzó a seguir a los miembros de Westboro en todo el país, acelerando sus motores para ahogar su canto.

phelps Megan Phelps-Roper realizó su primer entierro militar en julio de 2005, en Omaha. Tenía diecinueve años y era una estudiante de segundo año en la Universidad Washburn, una escuela pública secular en Topeka, donde iban muchos niños de Westboro. Los miembros de Westboro se encontraban al otro lado de la calle, frente a la iglesia, en un tranquilo vecindario de Omaha del Sur, mientras los dolientes (del funeral) se presentaban. “Todo el mundo está cerca y los marines vestidos de azul nos miran fijamente. La palabra que se me viene a la mente es odioso, como ¿Cómo pudiste hacer esto?”, Diciéndose Megan. Pero, antes de la manifestación, le pidió a su madre que la guiara por los pasajes bíblicos que justificaban sus acciones. “Estoy, como, ok, está ahí”, ella dijo. “Esto es correcto.” Ella agregó, “Esta era la única esperanza para la humanidad, y yo estaba tan agradecido de ser parte de este ministerio.”

En septiembre de 2009, cuando Megan comenzó a usar Twitter en serio, Westboro se estaba preparando para el fin del mundo. Fred Phelps (el líder de la secta cristiana) había predicado durante años que el fin estaba cerca, pero sus sermones se volvieron más terribles después de la elección de Barack Obama en 2008. Phelps creía que Obama era el Anticristo, y que su Presidencia señaló el comienzo del Apocalipsis. La sensación de amenaza de calamidad fue acrecentada por un juicio multimillonario contra la iglesia que había sido concedida, en 2007, a Albert Snyder, que demandó a Westboro después de manifestarse en el entierro de su hijo Matt, un marine estadounidense muerto en Irak.

Los miembros de Westboro sacaron profecías del Libro del Apocalipsis acerca de cómo el fin podría desplegarse.

A continuación la profecía: En primer lugar, el Tribunal Supremo revocaría el veredicto de Snyder. El país estaría tan enfurecido por la victoria de Westboro que sus miembros se verían obligados a huir a Israel. Obama sería coronado rey del mundo, y luego dirigiría a todas las naciones en la guerra contra Israel. Israel sería destruido, y sólo se ahorrarían ciento cuarenta y cuatro mil judíos que se arrepintieron por haber matado a Jesús. (Revelaciones dice que ciento cuarenta y cuatro mil “hijos de Israel” son “redimidos de entre los hombres”). Los miembros de Westboro conducirían a estos judíos convertidos a través del desierto hasta que Cristo regresara y los condujera al Cielo. Megan Phelps y los miembros de su familia tenían pasaportes, para que pudieran viajar a Israel. Un día, ella estaba en el supermercado y recogió un recipiente de yogur con trozos de Oreo. Ella lo miró, pensando: “No tendremos comodidades modernas como esta en el desierto. ¿Es mejor aprender a vivir sin ellos, o disfrutarlos mientras podemos?

Aún así, le costaba creer en los aspectos del futuro predicho por algunos miembros de la iglesia, como la idea de que pronto estarían viviendo en cuevas rosas en Jordania. “Estábamos haciendo predicciones específicas sobre las cosas sin tener, en mi mente, suficiente apoyo bíblico”, dijo. Muchos otros miembros compartieron su desconcierto, ella lo encontró, por lo que recurrió a Twitter para obtener respuestas. La mayoría de las profecías se centraban en los judíos, por lo que encontró una lista, publicada por la Jewish Telegraphic Agency, un servicio de noticias sindicado, de los cien usuarios judíos más influyentes de Twitter. Ella creó una cuenta bajo el seudónimo Marissa Cohen y siguió a muchas de las personas en la lista, esperando aprender si las profecías de Westboro se estaban haciendo realidad.

WBC hate A medida que las profecías fueron desarrolladas, Westboro amplió el enfoque de sus sermones para incluir a la comunidad judía. Los miembros esperaban encontrar a los ciento cuarenta y cuatro mil judíos arrepentidos. protestaron frente a sinagogas y enviaron DVDs antisemitas a organizaciones judías. Westboro llamó a las protestas el Fateful Fig Find, a manera de una parábola de uno de los eventos en el Libro de Jeremías, que compara a los judíos que habían sido capturados por los babilonios con dos cestas de higos, una buena y una “traviesa”. Megan Phelps pensó que esta iniciativa era más explícitamente apoyada por la Biblia que lo que otras partes de las profecías eran, por lo que se lanzó en el esfuerzo. Ella escribió el comunicado de prensa de la iglesia: “wbc está buscando los higos buenos entre los hipócritas que rechazan a Cristo!”

abitbol_leadel Ella miró el J.T.A. Una lista de judíos influyentes y vio que el número 2 era David Abitbol, un desarrollador web basado en Jerusalén y el fundador del blog de cultura judía Jewlicious. Con más de cuatro mil seguidores y el hábito de involucrarse con los que le twitteaban, sería un objetivo primordial para el mensaje de arrepentimiento de Westboro, pensó. El 9 de septiembre de 2009, Shirley dio una entrevista a una estación de radio de Atlanta, y Megan compartió una cita en Twitter. Y etiquetó a Abitbol en la publicación para que él pudiese verla. Ella escribió: “Atlanta: el tipo de la radio dice ‘Termina esta frase: el único buen judío es un. . -¡Mi Mamá dice que un “judío arrepentido!” La única respuesta que basta a @jewlicious. “” ¡Gracias Megan! “, Respondió. “¡Eso es útil con lo que Yom Kipur viene!” Megan publicó otro tweet, explicándolo con más claridad. “¿Oh y @jewlicious? Tus rituales muertos == verdadero arrepentimiento. Conocemos la diferencia. Rev. 3: 9 Sigues promoviendo el pecado, lo cual desmiente la fea verdad”. ¿Rituales muertos? “, respondió. “te refieres a sostener carteles de Dios odia camarones, err me refiero a los carteles de Dios odia a los maricas? Tu “ministerio” es un chiste.

“La respuesta inicial de cualquiera al ser confrontados con el tipo de cosas que la Iglesia Bautista de Westboro dice es decirles que se vayan a la mierda”, me dijo Abitbol. Abitbol es un hombre grande, de unos cincuenta años, que a menudo tiene un Mohawk peludo (tipo de peinado), que normalmente cubre con una gorra de béisbol de Montreal Expos. Estaba familiarizado con Westboro desde su sitio web godhatesfags.com. Había vivido en Montreal en los años noventa, y se había fascinado con la explosión de sitios de odio en la Internet temprana. “La mayoría de las personas, cuando primero tienen acceso a Internet, lo primero que querían ver eran mujeres desnudas”, me dijo. “Lo primero que quería ver era algo en lo que no tenía acceso en Montreal: los neonazis y los grupos de odio”. Había pocos motores de búsqueda disponibles en ese momento, por lo que pasó horas rastreando los sitios web de los negacionistas del Holocausto, antisemitas y racistas de todo tipo. Un amigo y él eventualmente crearon un directorio llamado Net Hate, que enumera los sitios junto con descripciones burlonas. “No queríamos debatirlos, solo queríamos burlarnos de ellos”, dijo. En cuanto a los miembros de Westboro, “sólo pensé que estaban locos”.

00DaveMO01800_J

David Abitbol con el peinado tipo Mohawk.

 Megan entró en un extenso debate con Abitbol en Twitter. “Discutir es divertido cuando piensas que tienes todas las respuestas”, dijo. Pero él era más resistente que otros críticos que ella había encontrado. Había leído el Antiguo Testamento en su hebreo original, y también estaba familiarizado con el Nuevo Testamento. Ella se sorprendió al ver que él firmó todas sus entradas de blog en Jewlicious con el mote “ck” —significando”christ killer”[Nota del traductor: asesino de Cristo]— como si fuera una insignia de honor. Sin embargo, lo encontró divertido y atractivo. “Sabía que era malo, pero era amistoso, por lo que me sentí especialmente cautelosa, porque no quieres que te seduzcan lejos de verdad por un engañador astuto”, dijo Megan Phelps.

Abitbol había aprendido mientras ejecutaba Net Hate que relacionarse con personas odiosas a nivel humano era la mejor manera de lidiar con ellas. Vio que Megan Phelps tenía muchos seguidores y era una persona influyente en la iglesia, así que quería contrarrestar su mensaje. Y quería humanizar a los judíos ante Westboro. “Yo quería ser realmente agradable para que tuvieran dificultades para odiarme”, dijo. Un día, él twitteó sobre el programa de televisión “Gossip Girl”, y Megan Phelps respondió de manera jovial acerca de uno de sus personajes. “Sabes, para ser algo de lo más malito, de verdad me haces reír”, respondió Abitbol.

El-reparto-de-Fuera-de-onda-Clueless-20-anos-despues_reference

Brittany Murphy en medio. Personajes principales de la película Clueless una de las más taquilleras de 1995 y considerada por muchos como película de culto de la cultura pop, luego dio paso a una serie de Tv que llegó a Latinoamérica por Nickelodeon.

 El 20 de diciembre de 2009, Megan estaba en el sótano de su casa, para una función de la iglesia, cuando ella verificó Twitter en su teléfono y vio que Brittany Murphy, la actriz de treinta y dos años, había muerto. Cuando leyó el tweet en voz alta, otros miembros de la iglesia reaccionaron con júbilo, celebrando otro juicio justo de parte de Dios. “Mucha gente estaba hablando de ir a protestar en su funeral”. Cuando Megan era más joven, la noticia de terribles acontecimientos le había dado una emoción visceral. El 9/11, ella estaba en el pasillo lleno de gente de su escuela secundaria cuando oyó a alguien hablando de cómo un avión había golpeado el World Trade Center. “¡Impresionante!” Exclamó, ante el horror de una estudiante a su lado. No podía esperar a la manifestación de el Ground Zero. (El mes de marzo siguiente, ella y otros miembros de Westboro viajaron a Nueva York para protestar por lo que describieron en un comunicado de prensa como “maricones y terroristas de FDNY”.) Pero Megan había amado a Murphy en “Clueless” y sintió un inesperado pánico —no tanto tristeza, sino algo parecido— sobre su muerte. Mientras seguía desplazándose por Twitter, vio que estaba llena de gente que estaba de duelo por Murphy. El contraste entre el dolor en Twitter y el estado de ánimo flotante en el sótano la inquietaba. Ella no pudo presentarse para publicar un tweet agradeciendo a Dios por la muerte de Murphy. “Me sentí como si fuera una idiota por seguir y publicar algo así”, dijo.

Su vacilación reflejaba una creciente preocupación por los sentimientos de las personas que vivían fuera de Westboro. Los miembros de la iglesia desdeñaban los sentimientos humanos como algo que la gente adoraba en lugar de la Biblia. Incluso tenían una cartel: “Dios odia tus sentimientos”. Despreciaban los sentimientos de las personas para romper sus ídolos. Apenas unos meses antes, el sitio Web de Westboro había recibido un correo electrónico argumentando que el uso constante de la iglesia de la palabra “fag” era innecesariamente ofensivo. —sea un hombre, sapo presuntuoso— contestó Phelps-Roper. Ella firmó, “Que tengas un día precioso. Vas al infierno.

Pero en Twitter, Phelps-Roper encontró que era mejor tomar un tono más suave. Por un lado, el límite de ciento cuarenta caracteres de Twitter dificultaba tanto el insulto florido como el punto bíblico. Y si hacía las cosas personales, la conversación era inevitablemente descarrilada por una inundación de tweets enojados. Ella todavía predicaba el odio de Dios, y todavía desplegaba liberalmente la palabra “fag”, pero también rociaba sus tweets con exclamaciones alegres y emoticonos. Se hizo adepta a desviar a los críticos con una broma irónica. “Así que, ¿cuándo bebes Kool-Aid?”, Un usuario le twitteó. Soy más de una bebedora de limonada Sunkist. =) “Respondió ella. Phelps-Roper me dijo: “No debíamos preocuparnos por lo que la gente pensaba de nosotros, pero lo hice.” A medida que desarrollaba su afable estilo retórico, lo justificaba con un proverbio: “con larga paciencia se aplaca el príncipe; y la lengua blanda quebranta los huesos”.

humanidad 1 Sus usuarios de Twitter estaban fascinados por la disonancia entre la repugnante reputación de Westboro y la milenial obsesionada por la cultura pop que Megan parecía ser en Twitter. “Recuerdo simplemente pensando, ¿Cómo puede alguien que aprecia la buena música creer tantas cosas odiosas?”, Dijo Graham Hughes. En noviembre de 2009, Hughes, entonces estudiante universitario en Columbia Británica, la entrevistó para una clase de estudios religiosos. Después, se correspondían con frecuencia en Twitter. Cuando Hughes fue hospitalizado con una infección cerebral, Megan Phelps le mostró más preocupación que muchos de sus amigos de la vida real. “Sabía que había una conexión genuina entre nosotros”, dijo.

Mientras Phelps-Roper continuaba twitteando, desarrolló relaciones con más gente como Hughes. Había un consultor de marketing judío en Brooklyn que aborrecía las tácticas de Westboro, pero apoyaba el derecho de la iglesia a expresar sus puntos de vista. Había un joven australiano que twitteaba chistes políticos que ella y su hermana menor Grace encontraron hilarantes. “Era como si me estuviera convirtiendo en parte de una comunidad”, dijo Megan. Siguiendo las publicaciones de sus oponentes, absorbió sus pensamientos sobre el mundo, aprendió qué comida comían y vio fotografías de sus bebés. “Yo estaba empezando a verlos como humanos”, dijo. Cuando leyó acerca de un terremoto que sacudió la costa del Pacífico de Canadá, envió un tweet a Graham Hughes: “¿No está cerca de ti?”

 En febrero de 2010, Westboro protestó un festival en Long Beach, California, que David Abitbol había organizado a través de Jewlicious. Las conversaciones de Phelps-Roper con Abitbol habían continuado durante el invierno, y ella sabía que debatirlo en persona sería más desafiante que en Twitter. La iglesia estableció su protesta a una cuadra del centro comunitario judío donde se celebraba el festival. Phelps-Roper tenía cuatro señales, mientras una bandera israelí se arrastraba en el suelo debajo de su pierna. Los miembros de la iglesia fueron atacados rápidamente por una multitud enojada. “Cada uno de nosotros estaba realmente rodeado”, dijo Phelps-Roper. Dos mujeres muy viejas se acercaron a mí y empezaron a susurrar las cosas más sucias que había escuchado.

adao_menstruacion1 Reconoció a Abitbol de su avatar de Twitter. Hicieron una pequeña charla. Abitbol estaba sorprendido por un cartel, sostenido por una de las hermanas de Megan, que decía que “su rabino es una prostituta”, y luego empezó a debatirla sobre la doctrina de Westboro. “Nuestra interacción en persona se parecía a nuestra interacción con Twitter”, dijo Megan. Abitbol le preguntó por qué Westboro siempre denunciaba la homosexualidad, pero nunca mencionó el hecho de que Levítico también prohibía tener relaciones sexuales con una mujer que estaba menstruando. La pregunta avergonzó a Megan. “No quería hablar de ello porque, ugh” —pero le pareció interesante—. Hasta donde podía recordar, su abuelo nunca había abordado esa cuestión desde el púlpito. Sin embargo, Megan disfrutó el intercambio con Abitbol. No mucho después, le dijo que Westboro estaría protestando la Asamblea General de las Federaciones Judías, en Nueva Orleans, ese año. Abitbol dijo que él también estaría allí, y cuando volvieron a reunirse intercambiaron regalos.

Megan y Abitbol continuaron sus conversaciones vía correo electrónico y la función de mensajes directos de Twitter. En el esfuerzo de Megan para entender mejor las nuevas profecías de Westboro, había comprado una copia de “La guía del completo idiota para entender el judaísmo”, pero le pareció más provechoso sólo preguntarle a Abitbol sus preguntas. Aquí estaba un verdadero judío ortodoxo que vivía en Israel y estaba más que feliz de iluminarla. Durante sus debates sobre las Escrituras, Megan citaba a veces pasajes del Antiguo Testamento; Abitbol a menudo se opuso a que su significado difería en el hebreo original, por lo que Megan compró un software de aprendizaje de idiomas. Pensó que, como pronto estaría viviendo en Israel esperando el fin del mundo, debería aprender el idioma. Abitbol la ayudó con el vocabulario. Megan aún instó a Abitbol a arrepentirse, pero como alguien que estaba preocupado por un amigo rebelde. “Solo deseo que obedezcas a Dios y uses tu considerable plataforma para advertir a tu audiencia sobre las consecuencias de participar en una conducta que Dios llama abominación”, envió por correo electrónico a Abitbol en octubre de 2010.

En respuesta, Abitbol continuó presionando a Megan sobre la doctrina de Westboro. Un día, él preguntó por una cartel de Westboro que decía “pena de muerte para maricones”, refiriéndose a un mandamiento de Levítico. Abitbol señaló que Jesús había dicho: “El que está libre de pecado entre vosotros, primero arroje una piedra”. Abitbol sabía que al menos un miembro de Westboro había cometido un pecado que Levítico también considera un crimen capital. El hermano mayor de Megan, Sam, fue el producto de una relación que Shirley había tenido con un hombre que conoció mientras estaba en la escuela de leyes, antes de casarse con el padre de Megan.

532b1925e3919.image

Shirley Phelps ha pedido pena de muerte por los “pecados” de otros pero no por los suyos. 

 El pecado de fornicación de Shirley a menudo fue lanzado en los rostros de los miembros de la iglesia por contraprotesta. Westboro siempre argumentó que la diferencia entre Shirley y la gente gay era que Shirley se había arrepentido de su pecado, mientras que los homosexuales marchaban en desfiles de orgullo. Pero Abitbol escribió que si los homosexuales fueran asesinados no tendrían la oportunidad de arrepentirse.

 Megan fue golpeada por el doble estándar, y como lo hizo cada vez que tenía una pregunta sobre la doctrina, ella planteó el tema con su madre. Shirley respondió que los Romanos (Libro de la biblia) dice que los gays eran “dignos de muerte”, y que si era lo suficientemente bueno para Dios era lo suficientemente bueno para Westboro. “Fue un punto tan establecido que han estado predicando durante tanto tiempo que es casi como si no significara nada para ella”, dijo Megan. Sin embargo, llegó a la conclusión de que Westboro estaba equivocado. “Esa fue la primera vez que llegué a un lugar donde no estaba de acuerdo, sabía que no estaba de acuerdo, y no acepté la respuesta que dieron”, dijo. Megan sabía que presionar el asunto crearía problemas para ella en la iglesia, por lo que silenciosamente dejó de sostener el cartel que recitaba “pena de muerte para los maricas”. Había muchas otras señales cuyo mensaje seguía creyendo sinceramente. También puso fin a las conversaciones con Abitbol.

Westboro-Church-To-Anonymous-Bring-It-Cowards Megan encontró fácil ignorar su duda en medio de la mayor publicidad que Westboro estaba recibiendo, gran parte de ella vinculada a su actividad en Twitter. En febrero de 2011, el colectivo hacker Anonymous declaró la guerra contra Westboro. En Twitter, Megan se burló de los miembros del grupo como “piratas informáticos llorones”. Anonimous tomó represalias al hackear godhatesfags.com, y los blogs se apoderaron del drama. “¡Gracias, Anonymous! Tus esfuerzos para callar la palabra de Dios sólo sirven para publicarlo más, “Megan twitteó. En marzo, los miembros de Westboro salieron de una proyección de la película “Estado Rojo”, que se burlaba de la iglesia. Habían sido invitados por el director, Kevin Smith, con quien Megan había mantenido una pelea en Twitter desde el Día Mundial de la Sida. Diez días antes, la Corte Suprema había anulado la sentencia contra Westboro en el caso Albert Snyder. Megan fue inundado con tweets y nuevos seguidores. Ese mes, ella twitteó más de dos mil veces; A finales del mes, tenía más de siete mil seguidores. “Esa explosión de actividad, fue una locura”, dijo.

51949239_louistherouxandposter

Louis Teroux. Es un director de documentales entre sus trabajos ha hecho 2 sobre este grupo religioso para la Tv de Reino Unido para la BBC. 1) The Most Hated Family in America y 2) America´s Most Hated Family in Crisis.

 Pero a medida que otros miembros de la iglesia se unieron a Twitter comenzaron a cuestionar sus relaciones amistosas con extraños. En abril de 2011, la BBC emitió uno de los documentales de Louis Theroux sobre Westboro. En una escena, Megan explicó cómo utilizó Twitter para mantenerse al día con un grupo de cuatro cineastas holandeses que habían visitado Westboro en 2010. Ella le mostró a Theroux una foto de uno de los cineastas, Pepijn Borgwat, Un paquete de trufas de chocolate que ella y su hermana Grace le habían regalado.

El día después de que el documental salió al aire, Sam Phelps envió un correo electrónico a los miembros de la iglesia pidiendo más discreción en sus tweets. “Entiendo el concepto de mostrar al mundo nuestra bondad fraternal, pero no tenemos que dejarlo todo pasar”, escribió.

El padre de Megan le hizo bloquear a los periodistas holandeses de su cuenta de Twitter privada. “Parece que nos estamos abriendo para enredarnos con los asuntos o cuidados de esta vida”, envió por correo electrónico Phelps-Roper y sus hermanos. Megan Phelps dijo, “Me asustó a mí misma que yo quería eso. Y así fue como yo estuve como, ‘Oh, ok, tienes que dar un paso atrás’ “.

anonpride1-300x292

Anonymous ha apoyado a la comunidad LGBT.

 Otra relación en línea resultó más amenazante. En febrero de 2011, Megan comenzó a tener conversaciones en Twitter con un usuario llamado @ F_K_A. Su avatar era Robert Redford de “The Great Gatsby”.  El había aprendido de Westboro después de leer un artículo sobre el hack de Anonymous . “Me envió un tweet, y al principio fue como un tweet enojado y desagradable”, comentó Megan. Pero @F_K_A fue desarmado por el comportamiento amistoso de ella. Comenzó a hacerle preguntas acerca de la vida en Westboro, y, por ser curioso en vez de tener actitud de quien condena, siguió respondiendo. Un día, Megan recordó: “Le pregunté algo sobre la Biblia. El dijo algo como: “No puedo responder a eso, pero nunca he sido vencido en Words with Friends”, en el popular juego de “Scrabble” en línea. Megan respondió: “No puedo presumir lo mismo. “Ella puso su nombre de usuario de Words with Friends al final del tweet.

 Comenzaron a hablar sobre la iglesia usando la función de chat en el juego, libre del límite de caracteres de Twitter. @F_K_A le dijo a Megan que lo llamara C.G. Pero C.G. Siguió siendo un misterio. Sabía que era un abogado, pero no sabía dónde vivía ni su edad. “Él tuvo cuidado de no revelar nada sobre sí mismo”, mencionó Megan.

Al igual que David Abitbol, C.G y ella discutían sobre las creencias y prácticas de Westboro, pero mientras que los argumentos de Abitbol eran doctrinales, fue él más crítico de la crueldad de Westboro. “Tuvimos la misma discusión varias veces cuando alguien moría”. C.G. instó a Megan a pensar en cuánto daño debía hacer que las familias del difunto la vean a ella y a su familia regocijándose. Westboro dividió a las personas en buenas y malas, pero, mencionó Megan que C.G. “Siempre intentaba abogar por un tercer grupo de personas: personas decentes pero no religiosas”.  Ella había oído todos esos argumentos antes, pero nunca la habían afectado como lo hacían cuando C.G. los hizo. “Simplemente me gustó mucho”, dijo. “Parecía que realmente le gustaba la gente y se preocupaba por la gente, y eso resonó conmigo”.

2015-02-23 Svältande barn i Världen_5 Megan cada vez más se encontró recurriendo a pasajes de la Biblia donde la tragedia no se encuentra con alegría. El profeta del Antiguo Testamento, Eliseo, por ejemplo, llora cuando prevé el desastre para Israel. Un día de julio de 2011, Megan estaba en Twitter cuando se encontró con un enlace a una serie de fotografías sobre un hombre en Somalia. La primera imagen era de un pequeño niño desnutrido. Se echó a llorar en su escritorio. Su madre le preguntó qué estaba mal, y Megan le mostró la galería. Su madre compuso rápidamente un blog triunfal sobre la hambruna. “¡Gracias a Dios por el hambre en África Oriental!”, Escribió. Cuando Dios murió, Megan había visto la disparidad entre su reacción y la del resto de la iglesia como una señal de que algo estaba mal con ella. Ahora la contradicción de la alegría de su madre y su propia tristeza la hacía preguntarse si algo andaba mal en la iglesia.

Las conversaciones de Megan con C.G. A menudo se alejaban de la moralidad. A C.G. le gustaba el rock indie y la ficción literaria. Introdujo a Megan a bandas de música como Antlers, Blind Pilot y Cults — “lo suficientemente divertido”, dijo—, y a las novelas de David Foster Wallace y Marilynne Robinson. “Mierda de Hipster”, dijo Megan. Él la convirtió a la marca de Field Notes de librillos de notas. Se burló de las fuentes de letras poco elegante que Westboro utilizaba para sus comunicados de prensa. Después de que C.G. la felicitó por su gramática, se esforzó por asegurarse de que sus tweets estuvieran libres de abreviaturas de mensajes de texto.

Cuando Megan desarrolló su relación con C.G., su hermana Grace comenzó a sospechar. “De repente, su gusto por la música comenzó a cambiar”, me dijo Grace. “Me molestaba, porque no venía de Megan. Viene de él, este signo de interrogación de una persona que no conozco, pero tiene algo con ella. “Desde niñas, Grace y Megan se habían peleado constantemente, pero se habían acercado. Grace era siete años más joven que Megan, y todavía estaba en la escuela secundaria en ese momento. Grace revisaría el iPhone de Megan, preguntando por los diversos mensajes y correos electrónicos. Pero poco después Megan comenzó a hablar con C.G. Ella dejó de dejar que Grace mirara su teléfono. “Recuerdo haber pensado, ¿Qué diablos? ¿Qué estás escondiendo? “, Dijo Grace.

Para las mujeres jóvenes en Westboro, tener interacciones románticas con alguien fuera de la iglesia estaba prohibido. Cuando Megan estaba creciendo, una de sus primas había sido expulsado de la iglesia por, entre otras cosas, enredarse con los chicos; Otras mujeres jóvenes habían sido duramente castigadas. Megan había asumido desde hace mucho tiempo que probablemente nunca se casaría, ya que estaba relacionada con casi todos los hombres de la iglesia. “Estaba aterrorizada de siquiera pensar en los chicos”, dijo. “No son sólo las cosas físicas las que te pueden meter en problemas”. Ella hizo todo lo posible por desplazar sus sentimientos hacia C.G. Sobre la música y los libros que recomendaba, que consumía fervientemente. “Yo estaba en la negación”, dijo.

1200px-Westboro-church1

Esta es una fotografía de la iglesia Westboro Baptist.

 Entonces, el 30 de septiembre de 2011, ella tuvo un sueño: Era un hermoso día de verano, y ella estaba de pie en el camino de entrada de la iglesia. Un coche negro con las ventanas teñidas se detuvo y un hombre alto y rubio salió. No podía ver su cara, pero sabía que era C.G. Ella se acercó a él y se abrazaron. Sabía que su familia podía verlos en las cámaras de vigilancia que rodean el Bloque, pero no le importaba. “Fue tan real, esa sensación de querer estar con él”, me dijo Megan. Se despertó luchando contra las lágrimas. “No era el una buena persona, según la iglesia”, dijo. “Y el hecho de que soñé con él, y el fuerte sentimiento de querer esa relación, representó un gran peligro para mí”. Ese día, le dijo a C.G. que ya no podían hablar más. Ella borró su cuenta de Words with Friends. C.G. eliminó su cuenta de Twitter.

Megan trató de lanzarse de nuevo a la comunidad de Westboro, pero la atmósfera había cambiado mientras ella estuvo distraída por su relación con C.G. Había comenzado en abril de 2011. Su madre parecía misteriosamente preocupada. Después de que Megan presionara a sus padres, les mostraron un correo electrónico que habían recibido de su hermano mayor, Sam, y Steve Drain, otro miembro de la iglesia. Acusaba a su madre de falta de humildad, diciendo que era demasiado viciosa al corregir el comportamiento de otros miembros y había superado su autoridad en varias ocasiones. Leer el e-mail la hizo enfermar de miedo. Cuando un miembro de Westboro fue señalado por mal comportamiento, a menudo desencadenó un penoso período de disciplina. La transgresión más pequeña podría provocar otra ronda de castigo, hasta que el miembro se arreglase o fuese expulsado de la iglesia.

El papel de Shirley en la iglesia se redujo drásticamente. “Se suponía que mi madre era principalmente madre y cuidadora”, me dijo Zach Phelps-Roper, el hermano menor de Megan. Megan se hizo cargo de la planificación de las protestas, mientras que Steve Drain se convirtió en el director de medios de comunicación de la iglesia. La casa de Megan estaba ahora tranquila, mientras el flujo de miembros de la iglesia y los periodistas se detuvieron. “La vi toda mi vida trabajar tan duro y sacrificar tanto, y estar tan dispuesta a hacer cualquier cosa por cualquiera”, dijo Megan sobre su madre. “Drain insiste en que la descripción de Megan de la carta es inexacta y dijo que se trataba de un” mensaje disciplinario “. Pero no revelaría su contenido. “No sacamos nuestra ropa sucia para que todos la vean”, dijo.

Un grupo de nueve ancianos tomó el control de los asuntos de la iglesia. Anteriormente, las decisiones en Westboro habían sido eliminadas en las reuniones de la iglesia, donde el consenso era necesario antes de seguir adelante. Pero los ancianos se reunieron por separado antes de llevar sus decisiones al resto del grupo. La iglesia se volvió más reservada, pues los miembros eran reacios a discutir asuntos importantes por temor a aparecer detrás de las espaldas de los ancianos.

bobbedhairMujeres como Shirley y su hermana mayor Margie (tia de Megan) —una abogada que había discutido el caso de Snyder ante la Corte Suprema— siempre habían estado entre los miembros más públicos e influyentes de la iglesia. Los miembros de Westboro se basaron en historias de mujeres poderosas en la Biblia, como Débora, profeta y juez de Israel. Pero ahora el énfasis cambió a pasajes sobre las mujeres que se someten a sus maridos. Fred Phelps animó a los miembros de la iglesia a leer el libro del escritor evangélico John R. Rice, “Bobbed Hair, Bossy Wives, Women Preachers”, de 1941, que ofrecía una visión de los roles de género que era regresiva incluso cuando se publicó. “Súbitamente, apestaba ser una mujer”, dijo Megan. Era como que tendría que pedir permiso a papá para hablar con alguien más.

A las mujeres de Westboro se les había prohibido durante mucho tiempo cortarse el pelo, y tenían restricciones sobre otros aspectos de su apariencia. Pero ahora los ancianos requerían normas más severas de modestia. Megan tuvo que usar camisas de cuello alto y vestidos o pantalones cortos que cubrían sus rodillas. Después de un viaje de compras con su madre y sus hermanas, Megan tuvo que mostrar su ropa a su padre y a su hermano Sam, para asegurarse de que eran apropiados. Le prohibieron usar un esmalte de uñas colorido y sus sandalias de oro favoritas en la iglesia. Megan estaba molesta al saber que algunos de sus primos vivían bajo normas más liberales. ¿Cómo podía diferir el juicio de Dios de casa en casa?

La confusión de Megan pronto se convirtió en indignación. En 2012, ella tenía veintiséis años, pero todavía estaba siendo tratada como un niño. Una vez que las pequeñas indignaciones, como ser acompañado por un adulto chaperón mientras comía en un restaurante con otros jóvenes miembros de la iglesia, ahora parecían insoportable. En abril, se sorprendió cuando Westboro expulsó a una prima suya sin adherirse al proceso que la iglesia siempre había seguido, que se derivaba del Libro de Mateo. Normalmente, la expulsión sólo se producía después de una decisión unánime, pero en el caso de la prima fue excluida por las objeciones de otros miembros. (Drain no recuerda ninguna objeción y dijo: “Todo fue hecho decentemente y de acuerdo con la Escritura”). “Dejó de sentirse como  institución divina más grande que la vida, ordenada y dirigida por Dios, y más como la frenética y sórdida actividad de hombres que querían tener en control “, refiriéndose Megan a la iglesia Westboro.

cult1462959_370097113126960_924560130_n

Steve Drain es ahora uno de los lideres de la secta cristiana Westboro Baptist Church , ahora que el estatus de las mujeres en la secta ha sido debilitado. El es el papá de Lauren la chica entrevistada por abc News.

 Ella se resintió de la creciente autoridad ejercida por Drain. Uno de los pocos miembros de Westboro que no tenían relación con Fred Phelps, Drain había visitado Topeka en 2000 para filmar un documental escéptico sobre la iglesia, pero pronto se convenció de su mensaje. Al año siguiente, él y su familia se unieron a la iglesia. Había presionado durante mucho tiempo por un papel más grande en Westboro, y después de que los ancianos llegaron al poder, su influencia aumentó. En febrero de 2012, durante el funeral de Whitney Houston, en Nueva Jersey, Drain instó a Megan y otros miembros a tuitear imágenes muy mal retocadas en photoshop que los retrataba como hostigadores (en su funeral). Los medios rápidamente desentrañaron el engaño. (Drain me dijo que la manifestación falsa nunca estaba destinada a ser tomada literalmente).

Megan estaba avergonzada por la debacle. Socavó sus propias afirmaciones orgullosas en Twitter por difundir la verdad de Dios —y mentir violaba las Escrituras—. Además, ahora tenía que tener todos sus aspectos de medios aprobados por Drain. “Parece que quiere ser el papá Steve y que nadie más haga nada sin su permiso”, escribió en su diario. Lo odio tanto.

La duda de Megan, engendrada por el cartel de “pena de muerte para los maricones”, creció. Comenzó a quejarse con su madre, diciendo que los ancianos no estaban obedeciendo la Biblia. Trataron a su madre y a otros miembros con crueldad cuando la Biblia demandaba un trato de amor fraternal, dijo. Los ancianos actuaron arrogantemente y no toleraron ningún desacuerdo, cuando Dios exigió mansedumbre y humildad. Megan se sorprendió por las similitudes entre sus argumentos y lo que C.G. y David Abitbol siempre habían dicho acerca de la iglesia. “Fue como si finalmente nos estuviéramos haciendo a nosotros mismos lo que habíamos hecho a todos los demás”, dijo. “Ver esos paralelos era realmente desorientador.”

Drain disputó muchas de las caracterizaciones de Megan de los cambios en la iglesia. Reconoció que un grupo de ancianos de todos los varones asumió los deberes de predicación, pero no que esto llevó a una atmósfera menos abierta en la iglesia. “Definitivamente hay más participación que cuando llegué por primera vez aquí, en 2001, cuando tenías una persona haciendo todos los sermones”, dijo, refiriéndose a Fred Phelps.

Primera parte de un Documental de España del canal La Sexta sobre la Westboro. Las demás partes las pueden encontrar en You Tube (Entrevista a Gerardo Lorenz experto en la sociedad estadounidense.)

                                                 

kimdavis

Kim Davis mujer que se hizo famosa en Kentucky el año 2015 por negar el matrimonio civil a una pareja homosexual a pesar de que el matrimonio igualitario ya era legal en todo el país. Salió a la luz de que esta cristiana  ha tratado el matrimonio en su persona como si de cambiarse de calcetines, fue ridiculizada por ello e incluso fue mandada a la cárcel por unos días.

 También negó que las mujeres de la iglesia estuvieran significativamente marginadas. “Las mujeres hacen mucho en Westboro ahora, como siempre lo han hecho”, dijo. El papel de Shirley no se redujo como un castigo por superar sus límites, dijo. En cambio, después de la decisión de Snyder, otros miembros se habían ofrecido voluntariamente para ayudarla a lidiar con un torrente de medios. “Levantamos su carga”, dijo. Señaló que Shirley había hablado recientemente en una protesta, protestando contra Kim Davis —el empleado de Kentucky que se había negado a emitir licencias de matrimonio a parejas homosexuales—, la iglesia se opuso a el matrimonios de Davis después del divorcio. (A través de Drain, los padres de Megan se negaron a comentar.)

Megan primero consideró abandonar la iglesia el 4 de julio de 2012. Ella y Grace estaban en el sótano de la casa de otra familia de Westboro, pintando las paredes. La canción “Just One” de indie folk grupo Blind Pilot —un grupo que C.G. había recomendado—, tocaba en el estéreo. La letra parecía reflejar perfectamente su dilema: “¿Y romperé y me inclinaré si no puedo dejarlo ir?” Luego vino el estribillo: “No puedo creer que sólo tengamos uno”. Ella pensó de repente, ¿y si Westboro se hubiese equivocado? ¿Y si pasaba una sola vida molestando a la gente, luchando contra el mundo entero por nada? “Fue como, sólo el hecho de que pensé en ello, tuve que dejarla en ese momento”, dijo. “Sentía que iba a saltar de mi piel.”

Al día siguiente, mencionó la posibilidad de irse a Grace. Grace estaba horrorizada. ”Me pareció ridículo incluso sugerirlo -me dijo Grace”. Estos fueron los puntos que planteé: nunca volveremos a ver a nuestras familias, iremos al infierno por la eternidad y nuestra vida no tendrá sentido”. Megan, aún incierta, estuvo de acuerdo. Pero se hundió en una profunda crisis de fe. “Fue como activar un interruptor”, dijo. Tantos otros pensamientos vinieron que nunca había considerado a fondo, y esas eran todas las dudas que tuve, todo lo que alguna vez había parecido ilógico o fuera de ello.

religiones-001 Cuando estaban juntas, Megan conversó con Grace en interminables conversaciones teológicas. Cuando se separaron de Westboro, Megan detalló sus dudas en mensajes de texto. Un día, le preguntó a Grace: “¿Y si el Dios de la Biblia no es el Dios de la creación?” No creemos que el Corán tenga la verdad sobre Dios, ¿es sólo porque nos dijeron siempre que así son como son las cosas? “Ella agregó,” ¿Realmente te hace feliz cuando oyes a la gente morir, o mueren de hambre o son mutilados? ¿De verdad quieres pedirle a Dios que haga daño a la gente? “Me pregunto esto. Cuando no tengo miedo de la respuesta, sé que la respuesta es no”. Dos días después, le escribió a Grace sobre el infierno: “¿Por qué creemos que es real? (cuestionando su existencia) “Grace respondió,” Pero ¿y si…? “

Ese día, Grace escribió a Megan, “Nuestra creencia en Dios siempre ha frenado todo. Como dolores y pena, quiero decir. Sin eso sólo tendríamos nuestra creencia la una en la otra. Pero somos humanos y humanos morimos. ¿Qué tendríamos si no nos tuviéramos la una a la otra? “Para Megan, la respuesta podría encontrarse en otras personas. “Sabemos lo que es ser amable y bueno con la gente”, escribió. “Sólo tendríamos que encontrar otro lugar, otras personas a las que amar y cuidar y ayudar, también.” Grace escribió de nuevo, “No quiero a otras personas.” En realidad, Megan tampoco quería a otras personas; Ella desesperadamente quería que las cosas en Westboro volvieran a la forma en que habían estado. Pero la idea de vivir entre forasteros ya no era inimaginable.

Megan pasó el verano y el otoño en una espiral existencial. Ella llegaría a la conclusión de que todo acerca de la doctrina de Westboro era incorrecta, sólo para ser sorprendida con terror de que estos pensamientos eran una prueba de Dios, y ella estaba fallando. “Literalmente te sientes loco”, dijo. Eventualmente, sus dudas ganaron. “Simplemente no podía mantener la compostura”, dijo. “No podía hacer lo que estábamos haciendo y decir lo que estábamos diciendo”.

En gran medida dejó de tuitear y trató de evitar a los periodistas en la línea de las manifestaciones, por temor a que pudiera decir algo que revelase sus dudas. En una protesta, un estudiante de periodismo la acorraló y le preguntó si alguna vez se cansaba de hacer manifestaciones. “Honestamente respondí que no”, escribió en su diario. “No se trata de estar cansado, sino de no creer más en ello. Si yo lo creyera, podría hacerlo para siempre “. En octubre, Megan finalmente convenció a Grace para que se fuera. A finales de octubre, las hermanas comenzaron a trasladar secretamente sus posesiones a la casa de uno de sus maestros de escuela secundaria, quienes aceptaron ayudarlos. Muchos de los parientes jóvenes de Megan y Grace que habían abandonado la iglesia se habían escapado en silencio para evitar enfrentarse a sus familias. Pero las hermanas querían explicar a sus padres las razones detrás de su decisión.

Mientras las hermanas agonizaban al pensar sobre si abandonar, se hicieron amigas de un hombre mayor en la iglesia y su esposa, convirtiéndose eventualmente en aliados en el descontento. Durante un tiempo, todos planearon irse juntos. Entonces el matrimonio de la pareja comenzó a deteriorarse, y el marido le dijo a Megan y Grace que iban a divorciarse. Grace se involucró en una breve relación romántica con el hombre. Después de que terminó la relación, la esposa se enteró de ello y envió una carta a los padres de Megan y Grace revelando tanto la relación como el plan de las hermanas de marcharse.

El domingo 11 de noviembre (de 2012), la familia acababa de regresar de la iglesia cuando Megan y Grace fueron llamados a la habitación de sus padres, donde su padre empezó a leer la carta en voz alta. Megan le dijo a Grace en voz baja que tenían que irse: “Era como si el mundo estuviera explotando y no quería estar cerca para verlo”. Su madre trató de calmar las cosas. Sus padres querían hablar de cosas, parecían pensar que las hermanas podían ser persuadidas a quedarse, pero Megan y Grace se habían decidido. Cuando Grace empacó, su padre entró en su habitación y le preguntó qué quería que la iglesia hiciera de manera diferente. “Quiero que tú y todos los demás se vayan conmigo”, respondió Grace. Sus padres estaban aturdidos, pero no intentaron obligar a las hermanas a quedarse.

JI8Y1310

 Zach Phelps hermano de Megan y Grace. En 2014 abandonó la secta cristiana Westboro Baptist Church.

 Cuando las hermanas empacaron, su hermano menor, Zach, se sentó en el piano abajo, llorando y tocando himnos, que esperaba que pudieran cambiar de opinión. Otros miembros de la iglesia se detuvieron para decir adiós y para advertir a las hermanas de las consecuencias de su decisión. “El hecho de que me enfrente cara a cara con el daño que les estaba haciendo era incluso peor que cualquier otra cosa que me estaba sucediendo”, dijo Megan. Sus padres le dijeron que se despidiera de su abuelo. Se acercó a la residencia donde vivían sus abuelos, por encima del santuario de la iglesia. Cuando Megan les dijo que se iba, su abuelo miró a su abuela y dijo: “Bueno, pensé que teníamos una joya esta vez”.

Megan y el padre de Grace los llevaron a un hotel en Topeka, donde había pagado por una habitación, pero estaban demasiado asustadas para pasar la noche solas, así que llamaron a la maestra que había acordado guardar sus cajas. Esa noche, lloraron hasta dormir en el sofá, en su sótano. Megan y Grace regresaron a su casa al día siguiente con un camión U-Haul para recoger sus pertenencias restantes. Mientras se alejaban por última vez, Shirley los llamó, “Sabes que siempre puedes volver.”

o-LIBBY-PHELPS-ALVAREZ-WESTBORO-facebook

Libby Phelps Alvarez ex miembro de la secta Westboro Baptist Church. Ella renunció también a sus creencias y escapó años antes que Megan y Grace. Igualmente ha sido entrevistada por varios medios de comunicación.

 Por próximos meses, las hermanas se alejaron. Vivieron en Lawrence durante un mes con su prima Libby, que también había dejado la iglesia, mientras que Grace terminó el primer semestre de su segundo año en Washburn. Viajaron a Deadwood, Dakota del Sur, porque Megan quería ver las Black Hills. Mientras conducía allí, ella seguía imaginando que su auto salía de la autopista. Tenía tanto miedo de la ira de Dios. “Estábamos un desastre, llorando todo el tiempo”, dijo. Megan estaba tentada a esconderse en los Black Hills para siempre, pero pronto decidió que, después de pasar tantos años como el rostro público de Westboro, quería hacer público cómo había dejado la iglesia y empezar a reparar el daño que había causado. En febrero de 2013, escribió una declaración en la plataforma de blogs Media. “Hasta ahora, nuestros nombres han sido sinónimos de ‘Dios odia a los maricones'”, escribió. “Lo que podemos hacer es tratar de encontrar una mejor manera de vivir de aquí en adelante.” Ella publicó un enlace a la declaración en Twitter. Fue su primer tweet en tres meses. “Hola”, escribió. Tweets de aliento y alabanza se derramó pulg “Esperaba mucho más personas a ser implacable”, dijo.

Cuando David Abitbol se enteró de que las hermanas habían dejado Westboro, las invitó a hablar en el próximo festival de Jewlicious en Long Beach. Ellas estuvieron de acuerdo, esperando que la experiencia les ayudara a encontrar su camino, y finalmente entender una comunidad que habían vilipendiado durante tanto tiempo. “Era como si estuviéramos llegando y agarrando a lo que estaba alrededor”, dijo Megan. Abitbol dijo: “Gente, antes de que ellas los conocieran, era, como, ‘así que, ahora no son las locas que odian a los gay y se supone que las amamos? Que se jodan (bromeo). “Y agregó:” Y entonces las oyeron hablar, y no había un ojo seco en la casa”(lloraron, después de que escucharan su historia y renunciar a la secta cristiana Westboro). Las hermanas hicieron amistad con sus anfitriones, un rabino ortodoxo y su familia. Hacían compras de supermercado kosher juntos, y Megan y Grace cuidaban de los niños. Grace se hizo especialmente cercana con la familia, y terminó quedándose por más de un mes. “Fueron increíbles y super-amables”, dijo Megan. Abitbol bromeó sobre la inversión dramática de papeles: “‘Tu rabino es una puta’? Tu rabino es un anfitrión (Pensamiento anterior y posterior de Megan.)

Megan trató de ponerse en situaciones que desafiaban la intolerancia con la que había sido adoctrinada. Una noche, después de hablar en un festival judío en Montreal, ella y Grace vieron un grupo de drag queens en la acera frente a un cabaret. Sintió una oleada de disgusto, pero cuando Grace le preguntó si podían ver el programa (el show), estuvo de acuerdo. “Se sentía ilícito”, dijo. “Como, oh, Dios mío, no puedo creer que estoy aquí.” Ella y Grace terminaron bailando en el escenario durante el intermedio. Dondequiera que Megan y Grace fueron, se encontraron con personas que querían ayudarles, a pesar de todo el daño que habían causado. La experiencia solidificó la creciente convicción de Megan de que ninguna persona o grupo podía reclamar el monopolio de la verdad moral. Lentamente, sus temores sobre el juicio de Dios —la primera comprensión aterradora de su fe como un niño, y su remanente más obstinado— se desvanecieron. “Tan innegables como parecían antes, ahora parecían imposibles”, dijo.

13920879_1113922612006318_484825009786628200_n

Megan Phelps se caso con C.G es decir, con una de las principales personas que la ayudo a salirse de la secta cristiana. La foto la publicó en su cuenta de facebook en 2016.

 El domingo pasado de febrero, fui con Megan y Grace a visitar su antiguo barrio. Aparcamos a pocas manzanas de la iglesia y caminamos por una calle tranquila rodeada de casas estilo rancho. Era soleado y cálido para un día de invierno en Kansas. Megan llevaba un vestido de lunares verdes y botas altas de cuero, y sus largos cabellos rizados, que aún no lo habían cortado desde que abandonó la iglesia, caían por su espalda. Ahora veintinueve, ella vive en una pequeña ciudad en Dakota del Sur, donde trabaja en una compañía de seguros de títulos inmobiliarios. Seis meses después de que ella dejó la iglesia, ella fue en una cita con C.G. Se encontraron en Omaha, a mitad de camino entre ambos, y vieron “The Great Gatsby”, la película Baz Luhrmann. “Es difícil incluso describir lo extraño que era”, me dijo. Era su primera cita, y fue con alguien que se había convertido en un símbolo de lo inalcanzable. “Yo era un poco como una adolescente. Él puso su brazo alrededor de mi cintura en un punto, y me puse de pie tan derecho. “Ella y C.G. Conectados tan fuertemente en persona como en línea, y ahora viven juntos.

Cuando llegamos al Bloque, caminamos a lo largo de la valla de privacidad. Frente a cada casa donde viven los miembros de Westboro, Megan señaló números coloridos en la acera; Grace había ayudado a pintarlos cuando era una adolescente. Pasamos por la casa de Megan y llegamos a una intersección. Un grupo de hombres y muchachos vino hacia nosotros. “No puedo decirlo todavía, pero parece un grupo de hermanos y primos”, dijo Megan. Primero vinieron cinco de sus primos jóvenes, seguidos por dos de sus hermanos, Sam y Noah. Steve Drain, un gran hombre barbudo, se arrastró detrás. Llevaban herramientas. Megan más tarde explicó que probablemente habían venido de hacer reparaciones en la casa de un miembro de Westboro. El grupo nos pasó sin parar. Grace gritó, “¡Hola!” Sam asintió y le dirigió una sonrisa y una pequeño hola. “Hola, ¿cómo estás?”, Dijo. Sam y Noah habían tenido recientemente cumpleaños, y Megan les deseó un feliz cumpleaños tardío. Las hermanas no dijeron nada a Drain. El grupo desapareció rápidamente en una casa.

Llegamos a la iglesia, un típico edificio blanco y marrón en la esquina noreste del Bloque. Un gran cartel anunciaba un sitio web de Westboro, godhatesamerica.com. Dos banderas americanas, una de ellas del color arcoíris, ondulaban boca abajo desde un poste. El cartel de la iglesia decía: “San Valentín es un ídolo católico y una excusa para fornicar! Jude 7. “

westboro-baptist-church-interview-1427901519 Justo al otro lado de la calle (en frente de la iglesia) se alzaba una casa pintada de brillantes rayas horizontales de arcoíris. La casa fue comprada en 2012 por Planting Peace, un grupo sin fines de lucro cuya misión, según su sitio web, es “difundir la paz en un mundo doloroso”. La Casa de la Igualdad, como se sabe, es el hogar de un grupo de jóvenes activistas LGBT. Planting Peace [Nota del traductor: ”plantando la paz”, o ”plantando paz”] ha trabajado con ex miembros de Westboro para difundir su mensaje de tolerancia. Megan primero visitó la casa en 2013, después de que su prima Libby la animó a visitar. Se metió furtivamente en la puerta trasera, por miedo a ser vista por su familia.

Hoy, la única conexión de Megan y Grace con Westboro es virtual. Aunque Megan ya no cree que la Biblia es la palabra de Dios, todavía la lee para tratar de encontrar argumentos bíblicos que podrían alentar a Westboro a adoptar un enfoque más humano al mundo. A veces ella twittea pasajes, sabiendo que los miembros de la iglesia los verán. Después de que dejaron la iglesia, Megan y Grace fueron bloqueadas de las cuentas de Twitter de Westboro, pero crearon una cuenta secreta para seguirlos. A veces, cuando su madre aparece en un vídeo, Megan lo repite una y otra vez, sólo para escuchar su voz.

Fred Phelps  (el abuelo y fundador de la secta) murió en marzo de 2014, a la edad de ochenta y cuatro años. Los antiguos miembros de la iglesia me dijeron que Fred había tenido un ablandamiento de corazón al final de su vida y había sido excomulgado. (La iglesia niega estas afirmaciones.) Zach Phelps-Roper, hermano menor de Megan, que dejó la iglesia más adelante ese año, dijo que uno de los acontecimientos precipitantes en la exclusión de Fred es que había estado expresando amabilidad hacia la casa de la igualdad. En una reunión de la iglesia, recuerda Zach, los miembros discutieron el episodio: “Él salió por la puerta principal de la iglesia y miró a la Casa del Arcoíris, la organización Planting Peace, y miró y dijo: ‘son buena gente”.

__________________________

160531_adrianchenheadshot_notched-image Autor del artículo.

Adrian Chen se unió a The New Yorker como escritor del staff en 2016. Previamente el fue escritor en Gawker, desde 2009 a 2013 sus historias en Internet sobre cultura y tecnología han aparecido en las revistas Times, Wired, MIT Tecnologý Review, The Nation y New York.

El es fundador del IRL Club, una serie de eventos sobre Internet, y a sido un colaborador inicial en la Onion New Network en sus primeras series de vídeo on line, su historia para Gawker exponiendo a un notorio troll de Internet ganó en 2013 el Mirror Award de parte de la Universidad Syracuse S.I Newhouse school de comunicaciones publicas.

Photo3 Krisangel23 soy el editor de Metrópolis Escéptica junto con el grupo Traducciones Herejes traemos material del inglés al español tanto en vídeos como artículos sobre diversos temas como ateísmo, ciencia, escepticismo, diversidad afectiva sexual, humanismo secular etc. Así también publicamos material de origen de habla hispana de diversos autores, y por mi propia autoría. 

________________

Notas extra de Krisangel23:  Por mi parte ya sabia de la existencia de la Westboro Baptist Church como la religión o secta más odiada de finales de la década de los 90’s , de la primera década y parte de la 2da década del siglo XXI en Estados Unidos por sus constantes acosos o “protestas” incluso en los funerales de personas homosexuales molestando a sus familias y amistades en sus momentos de luto, pero fue hace poco que supe que este grupo fundamentalista ha tenido la perdida de diversos miembros de la familia fundadora de dicha secta, de hecho hace apenas unas semanas supe que Megan y Grace eran ya ex-miembros, su hermano menor Zach ha dado a conocer que en la última década han sido aproximadamente 20 personas las que se han liberado de la Westboro, algunos de ellos como Lauren Drain han escrito libros donde relatan toda su vida en la secta y su liberación, han sido entrevistados en programas de radio, Tv, así como por blogs ateos, algunos de los ex-miembros se han hecho ateos por ejemplo Megan, otros como Zach han optado por la iglesia Universalista que es muy liberal y su teología es hasta empalagosa en dicha religión dicen que el infierno no existe y que Dios es amor absoluto.

 La iglesia Westboro fue fundada en 1955  que se define como la versión primitiva del Baptismo (Baptist) y promueve y defiende la teología de los 5 puntos del Calvinismo, como grupo religioso su principal mensaje es que la homosexualidad es el peor pecado incluso superior que al de cometer asesinato, que el Dios de la biblia odia más a los homosexuales que a cualquier otro tipo de pecador, todos los problemas del mundo incluido el esperado por muchos creyentes el denominado apocalipsis es por culpa en gran parte por la homosexualidad.

3AC3CA8C-EE2E-4F52-9A87-5B8F79E69EDD Se preguntarán ¿por qué en está secta cristiana también oraban o rezaban para más muertes de soldados estadounidenses? y el ¿por qué también molestaban en los funerales de los saldados? según sus interpretaciones teológicas, Estados Unidos es una nación de maricas-fags (ellos usan la palabra fags en sus carteles por tener una connotación insultante y no, o casi no usan la palabra gay que la consideran como una palabra no hiriente o incluso incluyente) y los soldados al morir en la guerra en lugares como Afganistán o Iraq según ellos estaban defendiendo una nación pecadora a los Estados Unidos por eso cargan carteles donde puede leerse Thanks God for Dead Soldiers (Gracias a Dios por los soldados muertos) o similares.

Los miembros de dicha secta creyeron seriamente que Barack Obama era el anticristo por apoyar leyes como la del matrimonio igualitario, otras de las ideas de los miembros de este grupo religioso es que todas las enfermedades son un castigo de Dios por los pecados de la gente en el mundo y que solo los miembros de la Westboro y unos cuantos judíos eran los únicos que alcanzarían la salvación, a todos los católicos les esperaría el infierno por ser idolatras, así como a todos los grupos cristianos que ellos consideraban como demasiado liberales, también hicieron protestas contra la visita del Papa Benedicto XVI en Nueva York, sus mensajes son de condenación a todo aquel que prefiera hacer caso a sus sentimientos o razonamientos a en lugar de a la palabra del Dios de la Biblia.

snyder

                   Hijo y Padre Snyder.

 El caso de  Albert Snyder vs Fred Phelps y Westboro fue muy famoso en Estados Unidos, fue sobre la muerte de su hijo un soldado llamado Lance Matthew Snyder de 20 años de edad, murió en Afganistan, los miembros de la Westboro llevaron sus mensajes de odio a su funeral su padre los demando, Albert Snyder primero les ganó la demanda por difamación y violación a la vida privada, el fallo de la corte en primera instancia a su favor pidió 5 millones de dólares de indemnización el señor Snyder, sin embargo los miembros de la secta muchos de ellos son abogados y apelaron la demanda ante La Corte Suprema de Justicia la cual dictaminó con su caso en 2011 que la libertad de expresión era más importante que evitar promover el odio. El resultado incrementó más la furia de los ciudadanos no conservadores de la nación.  Los miembros de la Westboro en esa ocasión a las afueras de la Suprema Corte de Justicia dieron entrevistas a reporteros de todo el mundo regocijándose de una gran victoria para Dios.

Frases mamosas de la Westboro.– Gracias a Dios por el SIDA, Gracias a Dios por el 9/11 (Ataque a las Torres Gemelas), El SIDA cura a los homosexuales, Dios te odia, Gracias a Dios por el virus del Zika (Incluso ya hicieron un vídeo sobre ello.)

youngfredphelps

Fred Phelps en sus años de juventud.

 Otro aspecto muy mencionado es que no son pocas las personas quienes sospechan que Fred Phelps el fundador de la secta era un homosexual frustrado que descargó una campaña anti homosexualidad gran parte de su vida de una menara abrumadora y hasta absurda pues todo o casi todo según el estaba relacionado a ese tema, no se tienen evidencias de que Fred Phelps fuera homosexual, solo se sabe que fue a sus 17 años cuando de golpe tuvo una obsesión moralista en temas de sexualiadad, lo que muchos aun no acaban de creer es que fuera excomulgado en 2013 por los que ahora están al mando de la secta a un año antes de su muerte, su nieto Zach ha dicho que se liberó del odio contra los homosexuales y que por eso los nuevos “lideres” (aún no tienen un solo líder formal) lo excomulgaron, pero la Westboro niega lo dicho por Zach Phelps. 

Referencias:

1) The New Yorker. Conversion via Twitter por Adrian Chen.-                                    http://www.newyorker.com/magazine/2015/11/23/conversion-via-twitter-westboro-baptist-church-megan-phelps-roper

2) Página oficial de la Westboro Baptist Church (Dios odia a los maricones).- http://www.godhatesfags.com/

3) Noticia sobre Lauren Drain entrevistada por la abc News.-  http://abcnews.go.com/2020/raised-hate-kids-westboro-baptist-church/story?id=10809348

4) Why the Supreme Court Ruled for Westboro.- http://content.time.com/time/nation/article/0,8599,2056613,00.html